domingo, 25 de marzo de 2018

El minado de criptomonedas, la mayor amenaza para los españoles

El minado de criptomonedas, la mayor amenaza para los españoles

El auge de las monedas virtuales deja atrás al spam y el phishing. En los últimos años, los bots, el spam o el phising eran el tridente de los hackers en internet. Ahora, los ciberdelincuentes en España tienen un objetivo, el boom de las criptomonedas, según el informe sobre amenazas de seguridad en internet de Symantec.


«El cryptojacking es una amenaza creciente para la seguridad personal y digital», señala Ramsés Gallego, Director, Security Strategies en Symantec. «El enorme incentivo económico que está en juego pone a las personas, dispositivos y organizaciones en riesgo de que los mineros de criptomonedas no autorizados extraigan fraudulentamente recursos de sus sistemas. Esto motiva a los delincuentes a infiltrarse en todas partes, desde los PCs domésticos a los gigantescos centros de datos de las corporaciones».

Durante el año pasado, el auge de las monedas virtuales ha provocado una importante interéspor el minado malicioso, ya que los ciberdelincuentes intentan monetizar un mercado volátil. La detección de mineros de criptomonedas en dispositivos ajenos se ha incrementado un 8.500 % en 2017.

Los ciberdelincuentes tratan de robar potencia de procesamiento y uso de la CPU en la nube a consumidores y empresas para minar criptomonedas. Los mineros pueden ralentizar los dispositivos, sobrecalentar las baterías y, en algunos casos, dejar inutilizables los equipos.

Por otro lado, los dispositivos inteligentes continúan siendo objetivos apetecibles para su explotación. Symantec ha hallado un incremento del 600 % en los ataques IoT globales en 2017, lo que significa que los ciberdelincuentes podrían explotar la naturaleza conectada de estos dispositivos para minar.

Además, con más del 51 % del total de emails en circulación, el spam sigue siendo uno de los principales riesgos de seguridad para las empresas españolas, por delante del malware (presente en 1 de cada 376 correos electrónicos) y el phishing (presente en 1 de cada 6.929 emails).

Por sectores, los más afectados por el spam son los fabricantes (56,4%), administraciones públicas (54,7%) y empresas de construcción (53,6%), especialmente las grandes corporaciones con más de 2.500 empleados, en las que el 62,9% de los correos electrónicos son spam.







Fuente: Diariosur.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario